viernes, 9 de septiembre de 2005

From coast to coast

A veces pienso en la hipocresía de muchos acerca del "antiamericanismo utilitario". Por regla general procuro no inmiscuirme demasiado con la gente que cree tener la patente de corso para ir poniendo a la gente pegatina de antiamericano, pero si hay siempre por ahí algún "amigo (neo)liberal" que a la mínima de cambio te llama "antiamericano"(a lo que uno puede responder holgadamente "antirruso")(por poner algún simil igual de idiota). Son los pro-americanos de ahora, porque cuando la Casa Blanca tiene inquilino del Partido Demócrata no suelen ser ni tan entusiastas ni tan entusiasmados.
Y la cosa es que hasta hace unos años, a mi me habría encantado poder ir a Estados Unidos, aterrizar en algún estado norteño de la costa Este, y recorrer la costa este de norte a sur, atravesar EEUU de costa a costa, y después hacer el recorrido en la costa Oeste, pero de sur a norte, y acabar en Seattle. Pero he de confesar que cada vez me hace menos ilusión.
La idea de que al poner el pie en Boston me traten como a un delincuente tomando mis huellas dactilares, fotos de frente, de perfil, cacheo, etc... Y que en el mejor de los casos te dejen pasar, porque a algunos, después de estar allí y tener todo pagado, les hacen que se paguen otro billete pero de vuelta a su país. Por no hablar de que cualquier tarado del estado federado de turno te puede aplicar la Ley Terrorista, o que algún maniaco te puede dar tres tiros y matarte por pasar por la calle al lado de su coche, alegando que se sentía amenazado por ti.
Además de eso, cada vez quedan menos atractivos turísticos, ya ni puedes ir a las Torres Gemelas, tampoco puedes pasar un par de noches en el ambiente nocturno de Nueva Orleans... además con los GPRS de las narices, ya no tiene gracia cruzar el país, porque no te pierdes tu, te pierde el trasto de las narices. Con lo bonito que era todo en las películas de Charlie Brown...
El sueño americano, o bien empieza a ser una pesadilla, o el mundo empieza a despertar de dicho estado onírico. Estados Unidos ya no es ni el más importante, ni el más potente, ni el más poderoso... Un país que es capaz de invadir un país mandándole misiles teledirigidos por satélite, con un ordenador integrado que calcula cada milesima de segundo su trayectoria(y que cuestan muchos millones de €uros), y sin embargo es incapaz de "invadir" uno de sus estados. Y lo que es peor, la duda de saber si es que no puede o no quiere porque son pobres, negros y emigrantes... Por si acaso fuera el primer supuesto, Madonna(entre otr@s) ya tomó cartas en el asunto hace años mudandose a Londres.

[Úsanos][El canto del loco][Zapatillas]

1 comentario:

Anónimo dijo...

Your blog is great If you a health issue, I'm sure you'd be interested in Crohn's Disease Stop Crohn's Disease